Fotos: Fran Ortiz.

La pista de baile de la sala granadina Industrial Copera volvió a convertirse en un hervidero de clubbers con una sola misión, no parar de bailar. En esta ocasión, los encargados de marcar el ritmo de la noche fueron Technasia, Andres Campo y el residente Álvaro Sánchez. Os contamos como nos fue.

alvarosanchez

Con la llegada del frío invernal, Sierra Nevada produce un efecto “nevera” en la capital granadina haciendo imposible pasar apenas pequeños momentos en las calles de esta. Es por ello que los comienzos de la noche pasaron en casa, reuniéndonos con los amigos religiosamente. Unas copas, charlas y directos a la sala que tanto nos hace disfrutar. Eran poco mas de las 1.30 cuando accedimos a Industrial Copera, con la prominente figura de Álvaro Sánchez controlando la nave. Camaleónico como pocos, se adapta a cualquier situación, temática u horario de la noche. En esta ocasión lo encontramos en su versión mas fresca y divertida, aunque conforme avanzó la sesión tocó palos mas duros, llegando a dejar alguna melodía ácida que tanto nos gusta.

technasia

Puntual a la cita, Technasia tomaba posesión a las 3. Con este comenzó el show de Techno melódico y bombos divertidos. Pero no penséis que lo de este hombre es ninguna broma, sin duda sabe como hacer bailar a toda una pista. Esta se encontraba casi al completo y Technasia venía con ganas, quería pasarlo bien y así hizo con nosotros. Con melodías llenas de vocales, ritmos constantes y bombos que acompañaban a la perfección, convertía cada tema en bombas para la pista. Pocas veces habíamos escuchado una sesión con tantas vocales continuas, y estas encajaban a la perfección. Todo una experiencia musical, bailable y divertida, cargada de ritmos duros y contundentes. Incluso pudimos disfrutar de algunas primicias como el tema de “Pan Pot – Solace”. Sin más, dejando una sonrisa y su buen trabajo se despidió, con la ovación del público como agradecimiento.

andrescampo

La guinda del pastel vino de la mano del español Andres Campo. Entre nosotros dudábamos si se decantaría por sonidos mas propios de fiestas Row, que para nuestra alegría, no fue así. El residente de Florida 135 sabe bien como se tiene que cerrar una sala, es por eso que desde el primer momento aumento la contundencia del sonido respecto a su antecesor. Bombos mas pesados, y un Techno Groovy de altos quilates inundó la sala. Haciendo sonar temas de gente como Egbert, desató las ultimas energías de los presentes en forma de baile. Después de un buen rato de ritmos afilados y mucho mucho groovy, tocaba un pequeño descanso, para la ocasión hizo sonar a Moby. Instantes después se desataba de nuevo la locura. Especial mención al cierre que nos regaló, después de un par de amagos, terminó la noche con un gran tema electro. Broche de oro a una noche divertida como pocas.

Sin más, agradecer el buen trato recibido cada fin de semana y el buen ambiente que respiramos en la sala. Aunque antes de terminar estas líneas, no quería dejar pasar la ocasión de mencionar un par de frases del propio Technasia, las cuales creo que es una definición muy buena de lo que sentimos todos los que disfrutamos de esta música. Ahí van:

“La música electrónica es el lenguaje mas grande de todos. No hay palabras, solo la vibración, la emoción y el ritmo.”

Hacer Comentario