El pasado sábado 21 de mayo se celebró la primera y exitosa edición del Festival En Orbita. Un sold out conseguido  con las últimas entradas en taquilla auguraba un gran día.

Con un sol de justicia a las 14.30 dió comienzo el festival ubicado en la Plaza de Toros de Granada, ciudad indie por excelencia en el sur de España.  La primera banda en actuar fueron los granadinos Éter, que a pesar del calor y de la escasez de valientes espectadores, realizaron una buena actuación y animaron a los presentes con su pop psicodélico.

unspecified

Con puntualidad festivalera, los siguientes en subir a las tablas fueron los murcianos Nunatak. Muchas ganas le tenía a esta banda de Cartagena, y es que siempre me ha gustado lo diferente. Y cuando suben a un escenario con guitarras, ukelele, bajo, batería, trompeta, teclados y chelo… ¿Qué otra opción tienes que disfrutar de su especial forma de crear música con base folk? Venían con su segundo disco, y noté que no era ni de lejos la única en cantar y bailar  ‘Soy Viento, soy fuego’ y ‘El Grito’. Y con simpatía versionaron  ‘En tu fiesta me colé’ de Mecano y el calor pareció importarnos menos.
_MG_1251

El barcelonés Carlos Sadness saltó al escenario para ofrecernos sus mejores temas en una actuación bastante animada. El tirón de este músico se pudo ver en la afluencia de público, que aumentó considerablemente. Su ukelele, su buen rollo, sus piñas coladas y Hawai se colaron en Festival En Orbita para hacernos bailar como él sabe.

carlos

Al cántabro Angel Stanich  el calor le jugó una mala pasada y  ya en el escenario salió a cambiarse de camisa. A pesar de pillarle desprevenido los más de 30º que marcaba el termómetro, no defraudó, y con un directo que supera en intensidad y fuerza al disco,  consiguió que el público se entregara a ‘Carbura!’, ‘Outsider’ y ‘Camino Ácido’. Y ya con ‘Metralleta Joe’ nos tenía a todos en el bote.

_MG_1397

Full y su “Tercera Guerra Mundial” llegaron con fuerza y consiguieron hacer bailar a toda la Plaza de Toros. Con el nuevo disco han subido, mejorado, afinado y conquistado a más público. Los maravillosos agudos de Javi Valencia, la fuerza de los bajos y temas como ‘Aullando’, ‘Distintos’ y ‘Alabama’, sin olvidar a Miguel de Maga cantanto codo con codo con Javi ‘Burbujas de Champagne’, no dejaron a nadie indiferente. Segura estoy de que ganaron con esta actuación cientos de admiradores más.

_MG_1520

Llegó el turno de la actuación más esperada para mí. Maga volvía a los escenarios tras un parón desde 2014, y aunque insólito en una asidua a la música en directo como yo, nunca los había visto tocar. Músicos experimentados, la inusual fina y exquisita voz de Miguel, las colaboraciones con Javi de Full, Carlos Sadness y Marc de Dorian, y la delicada interpretación de ‘Agosto Esquimal’ consiguió lo que pocos grupos han logrado, y es hacerme llorar. La emoción estaba contenida en cada tema, y yo me sumergí en el universo Maga. Quizás algo desconocidos para el joven público que me rodeaba, ofrecieron un concierto digno de la marca que han dejado en la escena de la música independiente en este país. _MG_1762

Tras la banda sevillana era el turno de Niños mutantes. Jugaban en casa y se notó. Más asistencia, y más fans que a pleno pulmón se dejaron la voz con estos granadinos que llevan 20 años deleitándonos con su música. Con la frase “Que bonita se ve la Plaza de Toros sin toros” arrancó una gran ovación. En Orbita parecía el festival de las colaboraciones. y en este caso subió al escenario  Marc de Dorian. Pero el momentazo como siempre vino con su himno ‘Errante’, que consiguió enloquecer a los que admiramos tanto a esta gran banda.

_MG_2016Llegó la locura con los madrileños Izal, y con ellos una horda de jovencitos y jovencitas fans del grupo invadió la Plaza de Toros. Una edad media entre 18-22 que me sorprendió a medias, consciente del tirón que Izal tiene en la actualidad. Fue sin duda el grupo con más asistencia del festival. Entregados todos coreamos desde el minuto uno ‘Copacabana’ y seguimos al pie del cañón con Magia y efectos especiales’, ‘Agujeros de gusano’ y su hit ‘La mujer de verde’. Un gran cierre con papelitos y confeti llegó con ‘El Baile’.

_MG_2072

Ya en las últimas filas, pude ver como gran parte de los asistentes abandonaba la plaza. ¿Solo veníais a Izal? ¿Estáis cansados? Quisiera haberles gritado que es imperdonable perderse conciertos, que merece la pena estar desde el primero hasta el último y poder descubrir nuevas bandas, que no se fueran… Pero cambié de idea y aproveché la ocasión para colarme en las primeras filas e irme con Dorian  ‘A cualquier otra parte’. 

_MG_2374

Acostumbrados como están a ser el cierre de los festivales, Marc y su indumentaria negra, su puesta en escena, y sus ya conocidos y coreables temas ‘Verte amanecer’, ‘Paraísos artificiales’ y ‘Tormenta de arena’ fueron el colofón de un día donde todos celebramos la magnificencia de la música. Sus esperados papelillos dejaron en el albero del Festival En Orbita la prueba de lo que allí vivimos durante casi 12 horas de brutal directo.

¿Mi resumen? Más que positivo. Nueve grandes bandas, un ambiente que permitía la asistencia de niños/as con sus padres (hecho del que soy fan en todo festival), una organización amable y dispuesta en todo momento, pulsera festivalera (nada común en un festival de un día), vasos con el logo del festival…

Mi crítica constructiva… Tendría en cuenta para el año que viene otra orientación del escenario para poder disfrutar de parte del tendido con sombra, más personal en barra para eliminar las largas esperas que en ciertos momentos se produjeron, introducir algún puesto de comida para no tener que salir del recinto a comer y con ellos perderte algún concierto,  pensar cómo evitar los colapses que se produjeron en la única salida del festival (la cual se utilizaba para huir del sol que nos azotó con fuerza las primeras horas), y quizás un tamaño mayor para el vaso más pequeño. Pero pocos fallos para ser una primera edición, todo sea dicho.

En general  salí contenta, emocionada y con la habitual “resaca musical” que deja en mí la música en directo.

Nos veremos el año que viene Festival En Orbita, y ojalá que el éxito conseguido os permita celebrar dos días de amor a la música.


Fotos: Grow Sound Mag.

Fotos de Eter y Carlos Sadness: J.M. Grimaldi

 

 

Hacer Comentario