La primera edición del festival 01 Madrid New Years Day, vio la luz el pasado Lunes 1 de enero, en el que fue un auténtico frenesí de risas, bailes y sobre todo buena música. En Grow Sound Mag, no podíamos eludir tan señalada cita… y ahora, llega el turno de contar como nos fue, o al menos, de la parte que recordamos 🙂

Nuestra historia por el recinto IFEMA empezó mejor y antes de lo esperado, culpa de ello, la tendría el conocer que nuestro hotel disponía de buses gratuitos de cortesía al recinto, obvio, motivado por las ferias, congresos y demás eventos que tienen lugar en este lugar a lo largo del año. Tendremos que ver si el año que viene mantienen este servicio o los amantes del techno los hemos asustado (sin razón) a la primera .

He de decir que no se como estuvieron los accesos el resto de la noche, pero al sobre las 20:45, momento en que nosotros entramos, funcionaban con la precisión de un reloj suizo, por lo que accedimos al recinto con los últimos coletazos del set de Manu González quien desarrollaba un set apropiado al momento, con líneas de grave profundas pero pausadas, perfectas para dar paso a la artillería pesada. Alguno de nuestros conocidos que ya estaban en el interior, nos comentó que tanto Ignacio Morales como Raúl Pacheco y Karretero, habían hecho lo propio con la pista en las primeras horas y sin duda tenían buena culpa de que a las 21:00 el ambiente comenzara a estar en ebullición.

luciano loco dice 01 new year day madrid

 

Serían las 21:10 cuando Loco Dice hiciera su entrada en cabina acompañado de Luciano. Estos dos pesos pesados tendrían por delante casi tres horas de b2b, un b2b que he decir que no me conquistó y es que estoy seguro que habría disfrutado mucho más las dos actuaciones por separado. La actuación, estuvo mucho más marcada por el sonido de Loco Dice que por el de Luciano, además de ciertos cambios rítmicos que hacían que se perdiera en cierta medida el hilo conductor de un set que podría haber sido brillante, y que a mi parecer pasó con un suficiente por el año nuevo madrileño. Menos mal que lo que vendría después, elevaría la media musical del evento por encima del sobresaliente…

Y acompañado de unos visuales digno de un infierno de formas plásticas y oscuras, Richie Hawtin, hizo su entrada en la cabina de 01 Madrid New Years Day. Lo que vino tras este momento, ya es historia en la capital, pues probablemente asistimos a una de las mejores sesiones que Madrid ha visto de la mano del canadiense. La enorme mole de hormigón y cemento del IFEMA y esas 12000 almas que se extendían ante él, no fueron rivales, pero si dignos adversarios, para un Richie Hawtin que desde el primer momento desplegó su lado más asesino. Una sesión de techno verdaderamente arrolladora que confirman lo que los medios y el público venimos constatando, y es que Hawtin, está cada vez más alejado de los sonidos lineales y en cierta manera fáciles, para volver en cierta medida a sus raíces y es que sinceramente, no me extrañaría verle muy pronto con el pelo rapado de nuevo. Sublime también los últimos minutos de actuación, donde el techno dio paso casi sin que lo notaremos a los sonidos burbujeantes  y las líneas de grave propias del minimal que sin lugar a dudas, aún corre por las venas de esta bestia de la electrónica.

marco carola 01 new years day madrid

 

Tras superar la amargura del fan que ve impotente como ese set que llevas esperando meses finaliza, nos entregamos de lleno a la fiesta de Marco Carola. Aún quedaba mucho pescado por vender, esto solo había hecho que empezar y todo apuntaba a que la noche iba a dejar mella y secuelas en piernas, mentes y bolsillos. Carola es apuesta segura, tan imposible es no bailarle, como no disfrutarle y en ello estábamos, casi sin mediar palabra nos encontrábamos bailando esos temas de corte techhouse y minimaltech de grave envolvente y elegante que el napolitano tan sabiamente regala en cada una de sus sesiones. Pero el reloj continuaba imparable y nuestros cuerpos necesitaban algún BPM más, algo que Paco Osuna parecía saber muy bien, pues nuevamente el techno inundó el recinto IFEMA.

paco osuna ifema news year day madrid

Chupa-chups en mano, y sin tiempo de mirar a otro lugar que no fuera su herramienta de trabajo, Paco Osuna se entregó a lo que mejor sabe hacer. Una hora y cincuenta minutos que parecieron segundos mientras el del Barça, nos atacaba una y otra vez con graves pesados y subidas que parecían no tener fin. No dio tregua, y no me alejo mucho de la realidad que sintieron prácticamente la totalidad de los asistentes si digo que Paco, firmó uno de los sets mejor ejecutados y más bailados de todo el festival, sino el mejor.

Gonçalo tomaría el relevo con la difícil tarea de hacer de nexo de unión ante un cierre de festival, que ya de lejos se veía venir  más potente que muchas bombas. Pero si de algo sabe el portugués es desenvolverse en momentos así, y nos otorgó un set que fue la perfecta despedida de una persona que sabía lo que nos esperaría la última hora y media de festival y quería darnos un último respiro y atisbo de seguridad antes de que Amelie Lens subiera a cabina y nos abrazará tan fuerte con su techno que por momentos parecía que nos iba a dejar sin respiración.

Nunca había visto a la belga, pero mis círculos techno-radicales (como me gusta llamarles)ya me habían advertido que probablemente su sonido estaría muy por encima a lo que un servidor viene acostumbrando, y he de decir que su predicción se cumplió. Si a lo largo de la crónica, o en otras anteriores he usado la palabra contundencia, os pido perdón, porque ni se acercaba a lo que Amelie Lens tenía por contar. Bombos rápidos, hi-hats afilados, toques ácidos… una sesión que sin duda fue la guinda del pastel para una primera edición de 01 Madrid New Years Day, que a esas horas entraba a ritmo del más puro techno, en la fría mañana del día 2 de enero.

Y así la epifanía de magia que 12000 almas habíamos vivido a lo largo de más de 12 horas de duración del festival se desvaneció, dejándonos una muesca más en la empuñadura, bastantes € menos y algún que otro segundo menos que restar para su edición 2019, donde nosotros ya hemos confirmado asistencia.